Trucos para la playa!

Si ya vienes cuidando tu alimentación, ¡estos tips te van a ayudar a sentirte más ligera y cómoda en la playa!

Lo que te conviene días antes de irte:

  1. Hacer ejercicio.
  2. Tomar agua.
  3. Reducir la sal y los alimentos superprocesados.
  4. Reducir los carbohidratos. En nutrición deportiva existe una estrategia que se llama “descarga de carbohidratos”. De lo que se trata es de reducir el consumo de carbohidrato y acompañarlo con un entrenamiento de intensidad moderada por 3 días (ni más, ni menos). Esos días puedes consumir entre 60 y 100g/día de carbohidrato. ¿Cómo? puedes cargar en la aplicación My Fitness Pall los alimentos con carbohidrato que vas a consumir e incluir las porciones. Por ejemplo: 100gr de avena contienen 58,8g de carbohidrato.

De esa manera puedes ver ¿Cuanto estas consumiendo en el día?. Igual puedes cargar el resto de alimentos y así tienes una idea general de cuantas calorías en total estas consumiendo y como podrías compensar con las grasas.

Cada persona responde diferente dependiendo del tipo y cantidad de los carbohidratos. Así como el tipo y cantidad del entrenamiento.

Algo importante es que si reduces los carbohidratos debes complementar con grasas (error frecuente). Esta estrategia la diseño con mis clientas cuando se van a la playa. Siempre será mejor que vayas de la mano de un especialista.

Lo que no te conviene días antes irte:

  1. Si no comes fibra de forma abundante, no es el mejor momento para incluirla. El hacer un cambio de forma radical, incluso si es saludable, tiene un efecto de choque en el cuerpo. Te puedes sentir inflamada e incómoda por un par de días mientras el cuerpo se adapta a este nuevo consumo de vegetales, verduras, semillas, cereales, etc.

Como recomendación general, no hagas cambios muy radicales en tu alimentación de un día para el otro. El cuerpo responde mejor cuando vas poco a poco.

Lo que te conviene durante la playa:

  1. Tomar mucha agua.
  2. Planificar las comidas que serán libres.
  3. Aprovechar de dormir.
  4. Apoyarte más en las grasas que en los carbohidratos, si el viaje es solo por unos días.

Lo que no te conviene durante la playa:

  1. Comer chicle.
  2. Consumir vegetales pro inflamatorios (brócoli, coles de Bruselas, repollo, etc).
  3. Comidas muy saladas o muy altas en carbohidratos de forma repetitiva.
  4. Snacks super procesados.

Recuerda que cada gramo de carbohidrato retiene 4 veces su peso en agua. Cuando sigues todas estas recomendaciones lo que consigues es disminuir la retención de líquido y sentirte más ligera antes y durante la playa.

Son recomendaciones puntuales para seguir por unos días ya que es importante incluir los carbohidratos de forma equilibrada en tu dieta, así como todas las fuentes de fibra.

Si necesitas información más personalizada te puedes inscribir en el siguiente taller (haz clic en la imagen para más información)

Back to Top
es_ESSpanish
es_ESSpanish
A %d blogueros les gusta esto: